Tome nota antes de ir a comercios “pet-friendly”

Antes de visitar cualquier comercio con su mascota, se recomienda buscar información sobre su política para la entrada de animales, sus límites en cuanto a tamaño y peso del animal, y el cupo máximo en el local.

Foto Visualhunt

Al paso de los días es más común encontrar en centros comerciales, hoteles, restaurantes y otros establecimientos avisos donde estos locales se identifican como lugares “pet friendly” o que admiten la compañía de mascotas: una tendencia en crecimiento ante el deseo de muchos consumidores de compartir sus salidas recreativas con sus mascotas.

Estos comercios se comprometen a admitirlas y, al mismo tiempo, se aseguran que recibirán un trato especial del personal que allí trabaja. Los mismos suelen contar con áreas específicas para los animales, alejadas del área donde se manejan los alimentos, con el compromiso de que sus custodios serán responsables de sus cuidados y disciplina.

Para una experiencia placentera, el Colegio de Médicos Veterinarios de Puerto Rico recomienda seguir las siguientes recomendaciones generales:

La mascota debe estar entrenada para compartir espacios con otras personas y animales. Si por el contrario, el animal mantiene conductas amenazantes o agresivas, no debe llevarse a estos espacios.

Debe estar acompañada de su cuidador o custodio en todo momento.

Es necesario llevar accesorios de seguridad como arnés, collar con identificación y bozal, si así lo ameritan. Esto facilita su relajación en caso de que se altere la mascota con el ambiente del lugar.

La mascota debe estar en óptimas condiciones de salud para evitar la transmisión de enfermedades a otras mascotas o humanos, debe cumplir con sus requisitos de vacunación y estar desparasitada.

No olvide llevar el kit de limpieza de su mascota, el cual debe incluir una bolsa de basura y toallas de limpieza, así como sus recipientes para agua y comida.

La mascota siempre debe estar identificada con su placa, además de su microchip para poder localizarla si se escapa.

Y antes de visitar cualquier comercio con su mascota, se recomienda buscar información sobre su política para la entrada de animales, sus límites en cuanto a tamaño y peso del animal, y el cupo máximo en el establecimiento. Por ejemplo, hay centros comerciales que no permiten tener a las mascotas en sus zonas de restaurantes ni escaleras eléctricas.

De otro parte, hay restaurantes que solo permiten a estos acompañantes en zonas de exterior, a excepción de los perros de servicios que pueden ingresar en el interior del local.

También todo custodio debe estar consciente que si una persona o mascota resulta perjudicada por un animal, le corresponderá asumir la responsabilidad del daño ocurrido.

(Colaboración editorial del l Colegio de Médicos Veterinarios. Para orientación adicional sobre este y otros temas asociados, puede llamar al 787-520-0237 o acceder a www.facebook.com/CMVPR)