Radican cargos contra dos hombres por doble asesinato en una fiesta

Secretario de Justicia Domingo Emanuelli, Foto Cybernews

GUAYAMA – La Fiscalía de Guayama del Departamento de Justicia radicó el viernes, cargos contra Anthony Soto Rivera y Luis Gustavo Gómez Díaz por el asesinato de dos hombres el 30 de mayo en una fiesta ofrecida por el Municipio de Arroyo.

“El Departamento de Justicia, en un esfuerzo en conjunto con la Policía de Puerto Rico, está realizando una ardua labor para erradicar la violencia y brindarle seguridad a la ciudadanía. Estamos procesando a los criminales y sacándolos de las calles para que las familias puertorriqueñas puedan realizar sus actividades con plena libertad”, expresó el secretario de Justicia, Domingo Emanuelli Hernández en declaraciones escritas.

Conforme a una investigación de los fiscales Lorraine Pietri Colón y Marcos Algarín Echandi, aproximadamente a las 12:28 de la mañana, Soto Rivera supuestamente disparó con un arma de fuego automatizada contra Elton Miranda Colón, de 28 años, en el Paseo Las Américas en el Malecón de Arroyo.

Posteriormente, Gómez Díaz le disparó y lo remató. Como resultado de los disparos realizados en la actividad pública, también falleció Miguel Ángel Torres Rivera, de 23 años, quien se encontraba en el lugar compartiendo con su familia. Además, resultaron heridos Carlos Xavier Ramos, acompañante de Miranda Colón, Ninoshka Ortiz De Jesús, quien se encontraba en el lugar con su pareja, y José Torres, que compartía con amigos en la fiesta.

El juez Ángel Rodríguez Torres, del Tribunal de Guayama, encontró causa para arresto contra los imputados por dos cargos de asesinato en primer grado, un cargo de tentativa de asesinato, cuatro cargos por infringir varias disposiciones de la Ley de Armas y un cargo por violar el Artículo 249 del Código Penal de Puerto Rico al apuntar y disparar en un lugar público. Se les impuso una fianza de 3 millones de dólares a cada uno.

Ambos imputados tienen historial criminal por trasiego de drogas. Actualmente, Soto Rivera cumple una probatoria hasta diciembre de 2022, tras resultar convicto en la jurisdicción federal por trasiego de armas. Mientras, a Gómez Díaz se le revocó una probatoria que cumplía a nivel estatal hasta el 2027.

La investigación contó con el apoyo de los agentes de la Policía de Puerto Rico, Ángel Rosario Vélez y Carlos León Vázquez.

La vista preliminar fue señalada para el 3 de noviembre.