Puertorriqueños encuestados entienden que la Isla va de mal en peor

La encuesta toma el pulso del consumidor local para conocer su sentir sobre la economía en general, sus finanzas personales y la recuperación de Puerto Rico

Foto: EFE / Thais Llorca

San Juan – La encuesta del consumidor en Puerto Rico, correspondiente a abril, revela, entre otros datos, que sólo un 19 por ciento de los puertorriqueños considera que la isla va a estar mejor en seis meses.

En la misma, trimestralmente la agencia de mercadotecnia Arteaga & Aretaga, toma el pulso del consumidor local para conocer su sentir sobre la economía en general, sus finanzas personales y la recuperación de Puerto Rico.

De acuerdo a los resultados de abril, el 19 por ciento de los puertorriqueños consideran que la isla estará mejor en seis meses, dato que contrasta con el 48 por ciento que así pensaban en el sondeo publicado en enero.

A su vez, el análisis publicado hoy revela que un 80 por ciento de los consultados estima que la recuperación de Puerto Rico “tomará más de un año”.

El papel de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) puesta en entredicho por el actual ejecutivo y aquellos que le apoyan también es objeto de consulta en la encuesta.

Así, casi un 60 por ciento cree que la JSF ha tenido un “impacto negativo” sobre Puerto Rico, un porcentaje que era casi del 40 por ciento en enero.

Ayer, el presidente del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Rubén Berríos, propuso al gobernador, Ricardo Rosselló, realizar una votación cuya pregunta a los ciudadanos sería: “Junta de Control Fiscal: Sí o No”.

De esta manera, considera el PIP, se encaminaría, un “verdadero proceso de descolonización”.

“Cada día que pasa, la existencia de la Junta de Control Fiscal representa un atentado al derecho natural de los puertorriqueños a mandar en nuestra propia tierra. Padecemos uno de los síntomas más crudos de la colonia que permite que siete personas -no electas- impongan sus mandatos sobre los puertorriqueños”, dijo en un comunicado Denis Márquez, portavoz del PIP.

“Ante esta realidad política los puertorriqueños no podemos quedarnos de brazos cruzados. No actuar sería dar la falsa impresión de que los puertorriqueños consentimos la colonia, la misma que ya fue rechazada en el 2012”, agregó.

En cuanto al empleo en la isla para los próximos 24 meses, en la encuesta bajan las expectativas por parte de los consumidores de que la situación laboral mejore.

Un 41.75 por ciento considera, incluso, que se reducen las mismas, frente a un 41.34 que cree que se mantienen y un 16.91 que evalúa que aumentan.

El porcentaje en enero, era de un 37.83 por ciento de los que consideraban que se reducían las expectativas de empleo para los próximos dos años.

Otro tema actualmente en primera línea entre las preocupaciones de los puertorriqueños, debido a la crisis económica que afecta la isla y el paso de los huracanes María e Irma es el de la emigración a Estados Unidos.

La encuesta, sin embargo, revela que un 18 por ciento de los consultados sí está considerando la posibilidad, un 37 por ciento no, un 31 lo consideró pero decidió quedarse y, un 13 por ciento, nunca lo ha considerado.

En enero los porcentajes respectivos fueron de un 19 por ciento, 40 por ciento, 27 por ciento y un 14 por ciento.

Respecto a la situación personal dentro de doce meses en el marco de crisis en la isla, un 46.63 por ciento considera que la misma va a mejorar, un 37.63 por ciento estima que va a quedarse igual y un 15.75 cree que empeorará.

En enero, en el anterior sondeo, las cifras fueron de un 50.67 por ciento los que estimaban que iba a mejorar, un 35.03 por ciento que iba a ser igual y un 14.30 que iba a ir a peor.

La encuesta fue llevada a cabo entre el 3 y el 7 de abril a través de más de 500 entrevistas.