Protéjase mientras realiza actividad física en zonas recreativas permitidas

Puerto Rico – Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) aseguran que hacer actividad física es una de las mejores maneras de mantener el cuerpo y la mente sanos. 

En muchas áreas, las personas pueden concurrir a parques, senderos y espacios abiertos como opción para liberar el estrés, respirar aire fresco y producir vitamina D, mantenerse activos e interactuar con los demás en forma segura.

Si bien estos establecimientos y áreas pueden ofrecer beneficios de salud, es importante que tome medidas para protegerse y proteger a los demás del COVID-19.

Si vas a visitar un parque, una playa o un establecimiento recreativo abierto para uso público, los CDC recomiendan que tome estas medidas para prevenir la propagación del COVID-19:

  • Mantén una distancia de al menos seis pies de los demás en todo momento.
  • Evita las áreas con mucha gente.
  • Usa una cubierta de tela para la cara para protegerte y proteger a los demás.
  • Lávate las manos frecuentemente con agua y jabón por al menos 20 segundos, sobre todo después de ir al baño, antes de comer, y después de sonarte la nariz, toser o estornudar.
  • Lleva desinfectante de manos con al menos un 60 % de alcohol para usar si no hay agua y jabón disponibles.

Si contrajo el COVID-19, estuvo expuesto recientemente (los últimos 14 días) a alguien con COVID-19 o simplemente no se siente bien, los CDC exhortan a que no concurra a áreas públicas como parques y centros recreativos.

Las autoridades locales y estatales decidirán si abrirán los parques u otros centros recreativos. Consulte antes de ir a un parque para saber con certeza qué áreas o servicios están abiertos, como baños o instalaciones sanitarias y puestos de venta, y lleve algunas cosas necesarias.

Asimismo,  las autoridades locales y estatales decidirán si se abrirán playas, extensiones de aguas naturales o balnearios. Consulte los detalles específicos de cada playa o balneario en particular.

Si un parque, una playa o un centro recreativo están abiertos al público, está permitido concurrir siempre y cuando se mantenga el distanciamiento social y se tomen medidas cotidianas como lavarse las manos con frecuencia y cubrirse la boca al toser y estornudar.

No utilice las áreas de juegos, incluidos los juegos acuáticos, que se encuentran dentro de los parques locales, estatales o nacionales.

El uso de las áreas de juegos pueden propiciar la propagación del COVID-19 debido a que:

  • Suelen estar muy concurridas y posiblemente impidan el cumplimiento de la guía recomendada para las congregaciones.
  • Podría resultar difícil mantener las superficies limpias y desinfectadas.
  • El virus puede propagarse cuando niños pequeños tocan equipos contaminados y luego se llevan la mano a los ojos, la nariz o la boca.

En general, no se recomienda realizar la mayoría de los deportes y actividades organizadas, como básquetbol, béisbol y fútbol, que se practican en campos de juego, espacios abiertos y canchas.  Estas actividades y deportes, por lo general, requieren de la presencia de entrenadores y deportistas que no pertenecen al mismo grupo familiar ni viven en la misma casa como para mantener contacto cercano, lo que aumenta la posibilidad de exposición al COVID-19.