Proponen legislar Programas de Educación, Artes y Deportes para confinados

Foto: Visualhunt

SAN JUAN – Los senadores Luis Berdiel Rivera, Carlos Rodríguez Mateo y Henry Newman Zayas, radicaron recientemente un proyecto de ley para crear la “Ley de Programas de Educación, Artes y Deportes del Departamento de Corrección y Rehabilitación de Puerto Rico”.

Durante años, el Departamento de Corrección y Rehabilitación (DCR) ha desarrollado diversos programas educativos y vocacionales para servir a la población de confinados en las diversas instituciones de corrección y rehabilitación a través de la Isla.

Estos programas se ofrecen como servicios educativos que buscan la ampliación de las oportunidades de adquirir destrezas, adiestramientos y conocimientos que facilitan al confinado a regresar a la comunidad debidamente preparado y con conocimientos que hagan más fácil su adaptación a la sociedad.

Según señalaron los senadores en la exposición de motivos del Proyecto del Senado 1345, dentro de estos programas se encuentran los cursos de educación básica o elemental, así como los cursos de educación vocacional que brindan adiestramiento en cosmetología, repostería y panadería, horticultura general, proyectos artesanales, costura industrial, floristería básica y comercial, técnico automotriz, sastrería, ebanistería, soldadura, artes gráficas, computadora, técnica de uñas y oficinista general.

Además, se encuentra los talleres de teatro, el proyecto de música que incluye la Banda Correccional y los programas de boxeo e intercambio de baloncesto. “Cada uno de estos programas es esencial para el proceso de rehabilitación y reeducación de los confinados del país”, aseguraron los autores del a medida.

“No obstante, al no tener fuerza de ley, estos programas han estado por años sujetos al criterio de los administradores del Departamento de Corrección y Rehabilitación, en cuanto al grado de importancia que se le otorga al desarrollo de cada programa. Es por ello, que esta Asamblea Legislativa entiende que es imperante que los programas educativos, de arte y deportes dentro del Departamento de Corrección y Rehabilitación puedan ser parte de una ley que garantice su existencia y que promueva su crecimiento y desarrollo”, manifestaron los autores de la medida en la exposición de motivos.