Nueva misión GNPR: Enfrentar al COVID-19

Concluyeron misión de apoyo a damnificados por terremotos

The Puerto Rico National Guard has begun its mission of supporting the Puerto Rico Department of Health by establishing an action plan at the Luis Muñoz Marín International Airport to conduct a health screening on passengers arriving to the Island as of Wednesday to detect any suspected case of Coronavirus and avoid more infections. Citizen-Soldiers mobilized for the emergency have received medical evaluations, as well as guidance on the Coronavirus from Dr. Kendra Caraballo, an epidemiologist as well as relations with the media and the press by Staff Sgt. Marimar Rivera. PRNG Photos by: Staff Sgt. Marimar Rivera, Staff Sgt. Josue Rivera, Pfc. Mario Gutierrez & Mr. Alexis Velez)

FORT BUCHANAN – Ante el cierre de operaciones en cuatro de los cinco campamentos bases del suroeste de la isla, la Guardia Nacional de Puerto Rico concluyó el lunes, su misión de apoyo a dichas instalaciones.

La organización ha estado trabajando mano-a-mano con los diversos municipios desde el pasado 7 de enero, apoyando también la labor de las diversas agencias estatales y federales en beneficio de las comunidades afectadas.

- Publicidad -

“De los cinco campamentos base que se habían levantado para esta emergencia solo queda operacional el de Peñuelas con una población aproximada de 19 personas y en donde mantendremos un número mínimo de personal hasta que los ciudadanos puedan ser reubicados a un lugar seguro”, expresó el Ayudante General de Puerto Rico, General de División José Reyes en comunicación escrita.

“La Guardia Nacional de Puerto Rico ha cumplido esta misión con la gran satisfacción de que lo hemos hecho con el compromiso, orgullo y vocación que nos caracteriza apoyados en todo momento por el Departamento de la Vivienda, AMSCA, Departamento de la Familia y FEMA. Todo Puerto Rico sabe que su Guardia Nacional está siempre presente en situaciones como esta”, añadió.

Según indicó el Ayudante General, los campamentos base de Ponce, Yauco, Guánica y Guayanilla cerraron operaciones. El Departamento de la Vivienda seguirá a cargo del campamento base de Peñuelas hasta que las familias desplazadas, que quedan en el mismo, sean reubicadas.

“Continuamos trabajando igual que desde el primer día. Seguimos comprometidos en ayudar a nuestros hermanos puertorriqueños. Hemos sido testigos de cómo estas familias buscan la forma de continuar con su día a día a pesar de las circunstancias. Hemos visto caras tristes, pero también con deseos de superación”, expresó el General de Brigada Miguel Méndez, oficial a cargo de la Fuerza de Tarea – Puerto Rico y quien estuvo a cargo de las operaciones en la zona.

“Esta operación ha sido exitosa, no solo por la inagotable dedicación de nuestros Ciudadanos-Soldados y Aviadores de la Guardia Nacional, sino también por el apoyo recibido por las fuerzas activas del Ejército de los Estados Unidos, en particular a los miembros del Comando Norte, el Negociado de la Guardia Nacional y las Guardias Nacionales de Ohio y Nuevo México.  El trabajo en equipo demostrado en estos meses ha sido vital en cumplir con nuestro compromiso con el pueblo de Puerto Rico”, añadió.

Ahora respondiendo a la Orden Ejecutiva 2020-022, la GNPR confirma nuevamente su apoyo al Departamento de Salud, ante la emergencia que presenta el COVID-19.

“En estos momentos estamos estructurando esta nueva misión para apoyar los esfuerzos de mitigación y control de las agencias estatales y federales en respuesta a la emergencia del COVID-19”, dijo Méndez, quien estará a cargo de las operaciones de la Fuerza de Tarea-PR durante esta nueva gestión.

“Nuestro personal está siendo evaluado y adiestrado para esta nueva contingencia y se está desplegando en el Aeropuerto Luis Muñoz Marín para llevar a cabo las funciones asignadas”.

Recapitulando sobre los pasados 2 años y medio de retos en Puerto Rico, el General de División José Reyes ha encontrado la confianza necesaria para continuar hacia adelante.

“La experiencia vivida durante el huracán María demostró que los puertorriqueños se unen ante las adversidades y así lo han hecho durante esta experiencia del terremoto, y así lo hemos visto en los campamentos base,” observó Reyes.

“Puerto Rico ha demostrado ser resiliente ante las adversidades y es por eso que seguimos adelante.  Ahora un nuevo reto se nos presenta con el COVID-19.  Yo estoy seguro que, con nuestro espíritu combativo, la ayuda del Ser Supremo y la Guardia Nacional Puerto Rico saldremos nuevamente airosos como pueblo”, añadió.

Durante la emergencia surgida a raíz del terremoto del 7 de enero, la GNPR estableció cinco campamentos bases, destacando personal militar en cada uno de ellos y en donde ofreció servicios médicos a más 5,590 personas, sirvió alrededor de 100,200 comidas y distribuyó 203,900 galones de agua. De igual manera apoyó el proceso de inspección de 30,232 estructuras en 26 municipios.  Ahora, la Guardia Nacional de Puerto Rico emprende una nueva misión respondiendo a la orden de la gobernadora de Puerto Rico, ante la amenaza del COVID-19.