Crece la deuda de Ponce con Retiro

Las anunciadas medidas de austeridad y el ahorro de millones de dólares en recortes de salario a más de mil empleados municipales no han impedido que durante los pasados 22 meses la deuda de la alcadía ponceña con la Administración de Sistemas de Retiro (ASR) se haya duplicado.

Como reconoció a La Perla del Sur el administrador de agencia, Pedro Ramón Ortiz Cortés, las obligaciones no cumplidas del ayuntamiento con esta instrumentalidad ya ascienden a $7.8 millones, cifra muy por encima de los $3.9 millones que adeudaba a septiembre de 2013.

El ejecutivo confirmó además que a consecuencia de este patrón de morosidad, desde mayo de 2014 los empleados municipales no pueden acceder a servicios de préstamos de la ASR.

Ponce es uno de 10 municipios a las que se han vedado servicios de la agencia por incumplimiento de pago de sus remesas.

“Ellos (Gobierno Municipal de Ponce) han ido pagando un poco más, a un ritmo más acelerado que en el pasado, pero la verdad es que todavía tienen un atraso”, reconoció Ortiz Cortés.

“Tienes 2,200 empleados en el Municipio de Ponce que no puede pedir préstamos contra sus aportaciones”, añadió. “Los empleados no tienen culpa. Lo que queremos es ayudar a los empleados”.

Tracto del débito

En años recientes, el incumplimiento de pago a la ASR ha sido uno de las constantes de la actual administración municipal.

A preguntas de este semanario en septiembre de 2013, la alcaldesa María Meléndez Altieri y representantes de su administración reconocieron que el ayuntamiento había incumplido con numerosos pagos a Retiro, resultando entonces en una deuda de $3.9 millones.

Los pagos no remitidos incluían aportaciones patronales y retenciones de los empleados.

No obstante, la deuda rozó la cifra de $5.5 millones en marzo del 2014, a pesar de un pago de $3.2 millones efectuado meses antes por la Administración Municipal.

La suma provino de un nuevo préstamo por $10 millones con el Banco Gubernamental de Fomento (BGF).

La misma deuda alcanzó los $6 millones el pasado mes de febrero y desde ese momento, los pagos no realizados a Retiro han aumentado otro 23 por ciento, hasta alcanzar los $7.8 millones.

“Deferencia”

A pesar del reiterado patrón, el jefe de la agencia insistió que mantendrá una postura de “deferencia” con la alcaldesa de Ponce, por lo que no contempla tomar acción legal contra la funcionaria o su administración, por el momento.

Según expuso, en una reunión efectuada en la Casa Alcaldía el pasado viernes, 10 de julio, Meléndez Altieri planteó un plan para reducir significativamente la deuda por concepto de Leyes Especiales.

Asimismo, Ortiz Cortés dijo que la administración municipal prometió poner “al día” una deuda corriente de $267,920 “en las próximas semanas”.

“La Alcaldesa nos planteó su situación y nosotros le vamos a dar la deferencia a ella de que en las próximas semanas se ponga al día”, expresó en entrevista Ortiz Cortés.

“En lo que estamos enfocando nuestra estrategia es en llevar esto amistosamente y que los municipios entiendan su responsabilidad con el Sistema”, continuó.

“Más allá de mirar remedios mayores, nosotros lo que queremos es que se pague y se pongan al día con el Sistema para que se puedan abrir los servicios. Ese es el enfoque nuestro y todo lo demás lo miramos en su momento, si no se llega a cumplir lo que se prometió”, concluyó.