Nace alianza para ayudar a las personas sin hogar

La Fundación Intellectus decidió apadrinar a la organización Amor Que Sana, con una nueva alianza que le proveerá apoyo médico y social mediante la donación de materiales y suplidos.

Ponce – Ellos han luchado contra la adversidad para ayudar a cientos de personas que no cuentan con un techo para cobijarse, y su gesta le ha ganado la satisfacción de aliviar el dolor que experimenta esa población.

Se trata de la organización Amor Que Sana, fundada por el doctor Juan Panelli Ramery hace más de dos décadas, la cual brinda hogar a hombres y mujeres a través de la Casa Ana Medina, así como alimentos, ropa y curación de heridas, entre otros servicios directos.

Es por eso que la Fundación Intellectus decidió apadrinar la labor del doctor Panelli Ramery, con una nueva alianza que le proveerá apoyo médico y social mediante la donación de materiales y suplidos.

“Nuestra institución está comprometida con las causas sociales, especialmente con este sector de la población que muchas veces es olvidado. Ellos sufren aún más la crisis que vive nuestro país, ya que ni siquiera cuentan con el calor familiar”, dijo el ingeniero Lorenzo Dragoni, presidente de la Junta de Directores de la Fundación Intellectus.

“No es tan solo llevar prevención de enfermedades a nuestras comunidades, o el respaldo económico que damos a jóvenes talentosos para que puedan completar una carrera en Medicina, y ayudar a estudiantes de noveno a duodécimo grado con herramientas que refuercen las investigaciones científicas que realizan. Esta fundación quiere brindar esperanza a estos seres humanos que viven en las calles”, agregó.

De esta manera la Fundación Intellectus hizo entrega de material médico valorado en $3,000 en una visita realizada a la Casa Ana Medina el pasado viernes, 11 de mayo, donde además se estrecharon lazos de colaboración para más adelante brindar evaluaciones médicas y sicológicas.

“A veces estamos tan envueltos en nuestras propias tareas que ni siquiera nos tomamos el tiempo de pensar cuánto podemos ayudar a otros que están en situaciones difíciles. Respetamos el trabajo que hace el doctor Panelli, su esposa Ana Medina y los voluntarios que sacan tiempo para ayudar a este sector de la población, por eso estamos aquí y continuaremos ayudándolos”, expresó por su parte Melanie Mendoza quien representó a la fundación en la entrega del donativo.

Durante la visita, se hizo un recorrido por las instalaciones en compañía del doctor Panelli, estableciendo un conversatorio con los residentes quienes contaron sus respectivas experiencias de vida y a la vez, expresaron agradecimiento por las atenciones que allí reciben.