Legislatura municipal ponceña se une a empresas privada para regalar almuerzos en el Viernes Santo

La oferta gastronómica tiene como objetivo alcanzar hasta 300 comensales

Foto Suministrado

Ponce – Como parte de una alianza con el Michael Miller Seafood & Steak House, la presidenta de la Legislatura Municipal, la Dra. Hilda Orengo Soler y legisladores de los tres partidos estarán entregando almuerzos a todas las personas que se den cita este viernes 2 de abril, a partir de las 10:30 de la mañana, en el Paseo de la Salsa Cheo Feliciano, en la calle Atocha de Ponce, en una actividad que han denominado “¡Todos Merecen Comer!”.

“Cuando me hablaron de esta iniciativa la acogimos de inmediato, la comida es una bendición de Dios y si podemos compartirla con aquellos menos afortunados, ese es nuestro deber, más aún en este tiempo solemne de la Semana Mayor. Quiero agradecer a Michael Miller que este año escogió a Ponce para realizar este evento anual, evento que ya es una tradición para él y su empresa. Somos sumamente afortunados por contar con empresarios que tienen un corazón de oro y comparten de lo suyo en causas tan nobles como esta. Ciertamente en Puerto Rico hay pobreza, necesidad y aunque parezca increíble hay personas que pasan hambre, especialmente la gran población de nuestra ciudad que no cuenta con un hogar seguro y viven expuestos a sol y sereno. De igual forma tengo que reconocer a nuestros compañeros legisladores municipales en este esfuerzo tripartita que están sumamente comprometidos con la actividad, pero sobretodo con el mejoramiento de la calidad de vida de nuestros ciudadanos. Esta legislatura se reafirma en su misión de luchar contra la desigualdad social e ir ganándole la batalla a los males que aquejan a nuestra sociedad ponceña”, aseguró Orengo Soler.

Este evento nace de la bondad del empresario Michael Miller, quien lleva varios años realizándola en varios pueblos del sur de Puerto Rico. Toda la comida para donar es de primera calidad y preparada en su restaurante en el pueblo de Guayanilla, donde ya se ha realizado el evento en el pasado. Al esfuerzo del viernes santo, se sumará las oficinas de Bases de Fe y la de Servicios al Ciudadano del Municipio de Ponce, así como también las instituciones sin fines de lucro, Cristo Pobre, Hogares CREA y Amor Que Sana.

En el Paseo de la Salsa habrá música sacra, máxima seguridad y se seguirán todos los protocolos del Covid-19, establecidos por el Departamento de Salud y el CDC, por lo que debe de llevar mascarilla puesta en todo momento y mantener distanciamiento de al menos 6 pies de distancia con las otras personas que no sean de su mismo núcleo familiar.