Legislación busca prohibir copagos y deducibles en pruebas para detección de cáncer de mama

Foto archivo

El Capitolio – El representante Joel Franqui Atiles anunció el lunes que presentó legislación que busca prohibir el copago o deducible (cost-sharing) en las pruebas para la detección de cáncer de mama.

“Con esta ley buscamos eliminar las barreras financieras para las mujeres aseguradas que necesitan servicios de detección o diagnóstico más allá de una mamografía, por lo cual entendemos que le corresponde al Estado tomar las medidas necesarias para fomentar la prevención de esta enfermedad mediante programas de detección temprana como lo han hecho ya otras jurisdicciones. Esto a su vez, representa un ahorro para estas compañías aseguradoras toda vez que que fomentando la prevención y la detección temprana se evita el incurrir luego en costosos tratamientos y medicamentos para combatir la enfermedad”, dijo Franqui Atiles en declaraciones escritas.

El Proyecto de la Cámara 1763 crea la Ley Para Fomentar la Detección Temprana de Cáncer de Seno, a los fines de establecer directrices que contribuyan a aumentar la cantidad de mujeres que se realizan exámenes relacionados a la prevención del cáncer de mama; y para otros fines relacionados. Aplicaría a mamografías diagnósticas, los ultrasonidos mamarios o las imágenes por resonancia magnética, que estén cubiertas bajo la póliza o el contrato de seguro de la paciente.

“La prohibición aquí establecida es aplicable a todo asegurador u organización de seguros de salud que provea planes médicos individuales o grupales con respecto a los servicios que la persona cubierta reciba de un proveedor participante en la red de la aseguradora. Esta tendrá efecto sobre toda póliza o contrato de seguro que se emita, renueve, modifique o enmiende a partir del 1 de enero de 2019”, explicó.

El legislador, que es parte de la campaña Hombres Reales se Visten de Rosa de la Sociedad Americana Contra el Cáncer, añadió que lo que se persigue mediante la regulación estatal de los exámenes de detección temprana del cáncer de seno es aumentar la cantidad de mujeres dentro de las edades de riesgo que se realizan los exámenes.

Indicó que según los datos de la Sociedad Americana del Cáncer (ACS, por sus siglas en inglés) solo el 66 por ciento de las mujeres mayores de 40 años reportaron haberse hecho una mamografía durante los dos años previos y revela que las razones principales para no realizarse el examen son la falta de plan médico, el alto costo, y pagos relacionados.

“La Sociedad Americana Contra el Cáncer de Puerto Rico tiene como misión apoyar la detección temprana del cáncer de seno, siendo este el de mayor incidencia y mortalidad en la mujer en Puerto Rico.  Este proyecto podría reducir las barreras y proveer mayor acceso al servicio a los pacientes. Nuestra organización siempre apoyará gestiones a favor del bienestar y la salud de nuestra sociedad”, manifestó María Cristy, vicepresidenta del Programa para el Control del Cáncer y Servicios al Paciente.

El cáncer de seno es la segunda causa principal de muerte por cáncer entre las mujeres. Se estima que una de cada ocho mujeres será diagnosticada con la enfermedad a lo largo de su vida.