JCF alega que camioneros no quisieron reunirse para discutir el tema de las tarifas

Foto: Cybernews

SAN JUAN – La directora ejecutiva de la Junta de Control Fiscal, Natalie Jaresko alegó el martes que intentaron discutir el tema de las tarifas con la representación legal del Frente Amplio de Camioneros, pero su abogado rechazó la invitación.

“La Junta se ha reunido con varios representantes de la industria de camiones, entre ellos, Rolando Emmanuelli Jiménez, representante legal del Frente Amplio de Camioneros, y con Camioneros Unidos de Puerto Rico. Sin embargo, en una reunión durante el mes de abril, Emmanuelli le expresó a la Junta de Supervisión que el Frente Amplio de Camioneros no estaba dispuesto a participar en el tema de las tarifas acarreo, el reglamento propuesto o la actualización del Plan Fiscal para tener en cuenta las preocupaciones de sus clientes. La comunicación por escrito de la Junta con Emmanuelli continuó hasta mayo, cuando se le informó que entendía y respetaba la decisión de la organización que representa de no participar en este diálogo. No obstante, las conversaciones con otros representantes del transporte marítimo condujeron a un acuerdo que evitó un paro hasta que la Junta de Supervisión complete la revisión del reglamento y se complete un análisis económico. La Junta de Supervisión espera que el Frente Amplio también desista de crear dificultades adicionales al diario vivir del pueblo de Puerto Rico y participe en una solución amistosa al problema de las tarifas de transporte de carga terrestre”, dijo Jaresko en declaraciones escritas.

Jaresko insistió en que el Negociado de Transporte y Otros Servicios Públicos (NTSP) no siguió el debido proceso con el reglamento, por lo que no se puede aprobar.

La Junta de Supervisión no puede aprobar un reglamento que infrinja los propios requisitos legales de Puerto Rico y el proceso para adoptar y poner en práctica dicho reglamento, y tampoco puede aprobar un reglamento que no esté en cumplimiento con el Plan Fiscal.

Al igual que con cualquier otra ley o reglamento, el Gobierno también debe proporcionar un análisis del impacto económico, incluyendo el crecimiento económico y el recaudo de impuestos, algo que el NTSP tampoco ha hecho.

“La Junta de Supervisión reconoce la importante función que el segmento de transporte en camiones y sus trabajadores representan para el pueblo y la economía de Puerto Rico y continúa trabajando con todas las partes interesadas para resolver este asunto en el mejor interés del pueblo de Puerto Rico y la economía de Puerto Rico”, concluyó Jaresko.

En declaraciones escritas, el gobernador Pedro Pierluisi sostuvo que mantendrá en vigor el reglamento, a pesar de las objeciones de la Junta.

“El Negociado responderá a los señalamientos de la Junta, algunos de los cuales parecen estar fuera del alcance de la misma política de revisión de la Junta. Reconocemos que hay unas controversias jurídicas que se están dilucidando tanto en los foros judiciales locales como en los federales, y estamos en la mejor disposición de trabajar con las partes para lograr dilucidarlos en beneficio de todos, y en particular del pueblo de Puerto Rico. Sin embargo, reiteramos que en lo que esto se esclarece, las tarifas y regulaciones vigentes se mantienen hasta tanto tengamos un reglamento final, por lo que el Negociado se mantendrá fiscalizando el cumplimiento de estas, así como los demás aspectos bajo su jurisdicción”, sostuvo el gobernador.

Los camioneros se mantienen en “Asamblea Permanente” hasta que el reglamento sea aprobado.