Javier Culson: “Estoy destrozado. De verdad que estoy destrozado”

Javier Culson (Foto: Straffon Images / COPUR)

RÍO DE JANEIRO- El ponceño Javier Culson falló este jueves en su búsqueda de medalla en sus terceros Juegos Olímpicos, al ser descalificado por falsa salida en la final de los 400 metros con valla.

El espigado corredor de vallas se quedó anonadado cuando se percató de su fallo en la salida. Caminó la pista con los brazos en su cabeza en expresión de incredulidad. A su arribo a la zona mixta fue abordado por la prensa televisiva donde rompió en llanto recostado de las vallas divisoras.

“Estoy destrozado. De verdad que estoy destrozado. Yo nunca en mi vida, en mi carrera, he dado una falsa salida. Darla aquí en la Olimpiada es demasiado frustrante”, dijo Culson.

Su llanto le nubló su garganta. En un respiro, tomó un poco de fuerzas para continuar diciendo “le falle a mi familia. A mi hija. Ella que me estaba viendo. Perdimos”.

Una pausa larga volvió a invadir el espacio de intimidad con los medios donde los sollozos del ponceño trataban de explicar la frustración ante la descalificación.

“De verdad que no la quería ver (la carrera). No quería seguir sufriendo. No sé quién ganó, no sé nada. Lo que quiero es irme para casa, irme para casa”, repetía con sufrimiento.

Una vez finalizada su participación con la televisión recorrió la zona en silencio donde solo se escuchaba la presidenta del Comité Olímpico de Puerto Rico, Sara Rosario Vélez, decirle contundentemente “Javier… Seguirás siendo mi campeón. Seguirás siendo nuestro campeón”.

La carrera de los 400 metros con vallas fue ganada por el estadounidense Kerron Clemente con tiempo de 47.73 segundos.  La medalla de plata y bronce fueron para el keniano Mucheru Tumati con 47.78 segundos y el turco Yasmani Copello (47.92), respectivamente.

Por último, el jefe de misión de la Delegación de Puerto Rico, Víctor Ruiz, desmintió rumores de que Culson se desmayó y fue llevado al hospital una vez finalizada la carrera. “Él está conmigo y está bien”, puntualizó Ruiz.