De cara al Día del Trabajador, comandante San Juan dice orden ejecutiva COVID-19 no permite protestas

“La orden ejecutiva no permite ese tipo de manifestación congregándose de forma concertada con un propósito que sea de protesta como tal reuniéndose en cantidades en algún lugar”, dijo García en entrevista radial.

Foto: Cybernews

SAN JUAN – En el marco de las manifestaciones anunciadas para el primero de mayo, Día Internacional de los Trabajadores, el comandante de área de la Policía de San Juan, José Juan García dijo el jueves que las protestas están prohibidas en la orden ejecutiva vigente para detener los contagios del COVID-19.

“La orden ejecutiva no permite ese tipo de manifestación congregándose de forma concertada con un propósito que sea de protesta como tal reuniéndose en cantidades en algún lugar”, dijo García en entrevista radial (WKAQ).

Explicó que la orden ejecutiva está vigente las 24 horas del día, los siete días de la semana y establece cuándo son los momentos que las personas pueden transitar, como los que van a trabajar o que tengan alguna emergencia, o los que vayan a buscar algún recurso específico.

“(La orden ejecutiva) no contempla protestas en masas en ningún lugar ni de vehículos ni de personas congregadas, porque si fuese así, ya las iglesias estuvieran usando los templos y todavía eso no se está permitiendo por el distanciamiento”, reiteró el comandante.

Señaló que hay grupos que se están expresando a través de las redes sociales que llevarán a cabo algunas manifestaciones, y que estos grupos normalmente no se reúnen con la Policía para coordinar los planes. Añadió que a pesar que no ha habido acercamientos de grupos para establecer planes, la Uniformada tiene un plan establecido para San Juan y la Milla de Oro en Hato Rey “como si fuese a ocurrir una manifestación como tal”.

“Nosotros vamos a estar observando cómo se desarrollan los eventos, hemos estudiado distintas medidas en cuanto a la situación que pueda ocurrir, si es en vehículos, si es a pie, si es como han expresado en las redes sociales que van a amarrarse con sogas a una distancia prudente con guantes y mascarillas. Desde un principio se supone que no deba ocurrir ningún tipo de manifestación, conforme a la orden ejecutiva. Nosotros, como se vayan moviendo los eventos, vamos entonces a forzar la orden o a forzar la ley”, añadió.

Mientras tanto, los integrantes de la Coordinadora Sindical, organización sindical que representa a miles de unionados en Puerto Rico, anunciaron el jueves que utilizarán los medios necesarios para manifestarse este próximo Primero de Mayo, Día Internacional de los Trabajadores. A diferencia de otros años que se convocan multitudes en este día, la situación del COVID-19 invita a realizar otras actividades tomando todas las medidas de seguridad necesarias.

“La Coordinadora Sindical utilizará las redes sociales, apoyaremos cacerolazos y participaremos de caravanas en lugares estratégicos para dejar sentir nuestro rechazo e indignación con el gobierno y contra la empresa privada que está como lobos sedientos detrás de la apertura de la economía a cuesta de la salud del pueblo”, dijo en declaraciones escritas el portavoz interino de la Coordinadora Sindical, José Rodríguez Vélez.

Por otro lado, el presidente de la Federación Puertorriqueña de Trabajadores/as (FPT), Edward Ufarry sostuvo que “en el sector privado si quiere abrir, el gobierno les tiene que obligar hacer protocolos de salud y seguridad para sus empleados y empleadas. También exigirles a los patronos que paguen las pruebas del COVID a sus empleados para velar por la salud de estos”.