De cara a las elecciones: aumenta el gasto en relaciones públicas y transitorios

A pesar de esto, la alcaldesa María Meléndez Altieri impuso recortes de fondos en ocho dependencias que ofrecen servicios directos a habitantes de la ciudad, como la Policía Municipal y la Secretaria de Ayuda al Ciudadano.

Foto Archivo

En la antesala a su tercera contienda por la reelección, la alcaldesa María Meléndez Altieri contará con tres cuartos de millón de dólares en fondos públicos para gastos de relaciones públicas y una suma aún mayor para agregar empleados transitorios a la nómina del Gobierno Municipal de Ponce, revela una investigación de La Perla del Sur.

Según detalla el Presupuesto Modelo para el año fiscal que iniciará el 1ro. de julio, la funcionaria impondrá además recortes de fondos en ocho dependencias que ofrecen servicios directos a habitantes de la ciudad, como la Policía Municipal y la Secretaria de Ayuda al Ciudadano.

Predestinado a insuficiencia

De acuerdo al documento de 228 páginas, la alcaldesa Meléndez Altieri proyecta que a lo largo del próximo año fiscal su administración generará ingresos montantes a $93.8 millones.

Sin embargo, esta cifra excede por $19 millones los fondos que el propio ayuntamiento recaudó en los primeros 11 meses del año fiscal en curso y es $8.3 millones más alta al presupuesto que la ejecutiva municipal presentó 12 meses atrás para el año fiscal que concluye en una semana.

La proyección, incluso, ignora el precario estado de las finanzas municipales, la estrepitosa caída de ingresos provocada por la pandemia y el incierto panorama económico del país.

Aun así, el presupuesto fue aprobado por la mayoría novoprogresista de la Legislatura Municipal de Ponce en votación 13 a 3, el pasado 18 de junio. Este cuerpo es presidido por el exesposo de la alcaldesa, Rafael Mateu Cintrón.

Propaganda con fondos públicos

Según se desprende del documento aprobado, en año electoral la administración de Meléndez Altieri elevará a $759,234 su gasto en “comunicaciones y relaciones públicas”, 48 por ciento más de lo que consignó el pasado año, y más del doble de lo que la alcaldía presupuestó para ese propósito 24 meses atrás.

Solo en este renglón, dispara de $70 mil a casi $175 mil los fondos públicos que deberán estar disponibles para contratar empleados transitorios en Comunicaciones, a partir del 1ro. de  julio.

La suma aprobada es 580 por ciento mayor a los $29,928 que la alcaldesa solicitó en el presupuesto del año fiscal 2018-2019.

De igual forma, Meléndez Altieri aumentó de $70 mil a $184 mil su proyectado gasto en contratos para “servicios profesionales” en comunicaciones y relaciones públicas, y triplicó su presupuesto para “publicaciones y anuncios”, de $35 mil a $103,411.

“Cada cuatro años, cuando vienen las elecciones, vemos exactamente lo mismo. Esta administración se arma de fondos públicos para hacer campaña de imagen para la alcaldesa y comprar votos”, sentenció Mayra Rivera Nazario, presidenta de la Asociación de Empleados Municipales, afiliada a la United Steel Workers.

“Veras el montón de anuncios pagados con fondos municipales para tratar de ‘coger pon’ con los proyectos federales de recuperación”, añadió.

A manos llenas para los transitorios

Asimismo, el presupuesto aprobado por la alcaldesa y su legislatura da luz verde a incrementos en la contratación de empleados transitorios para 17 dependencias, lo que resulta en un aumento neto de $810,822 en fondos asignados para ese propósito.

Entre las oficinas que podrán gastar esa asignación resaltan el Departamento de Ornato (+$113,184), la Oficina de Comunicaciones y Relaciones Públicas (+$104,532), la Oficina de la Alcaldesa (+$56,916), la Oficina Municipal de Manejo de Emergencias (+$53,040), la Secretaria Municipal (+$51,288) y la Oficina del Administrador de la Ciudad (+$41,376).

“En vez de usar ese dinero para, finalmente, hacerle justicia a los empleados municipales que llevan años en reducción de jornada, los utilizarán para reclutamientos temporeros, porque vienen las elecciones”, continuó Rivera Nazario.

Pagan con recortes a servicios

No obstante, la suerte de otras oficinas y servicios correrá en sentido contrario, ya que casi una decena de dependencias deberán recortar sus gastos, notablemente.

Ese es el caso de la Policía Municipal de Ponce, que con $479 mil menos deberá eliminar su Programa de Policía de la Comunidad.

De igual modo, la Oficina de Desarrollo Cultural no contará con $574 mil a partir del próximo mes o una quinta parte de su presupuesto, y la Secretaria de Ayuda al Ciudadano perderá otros $112 mil.

“¿En qué cabeza cabe recortarle fondos a la Policía? ¿En estos tiempos? ¿A la Secretaría de al Ayuda al Ciudadano? ¡Es vergonzoso!”, criticó Rivera Nazario.

En el caso de Desarrollo Cultural, la alcaldesa autorizó recortes para el Teatro La Perla (-$40 mil), el Centro Ceremonial Indígena de Tibes (-$17 mil), el Carnaval de Ponce (-$15 mil) y “otros festivales y actividades” (-$18 mil). De igual modo, avaló una disminución de casi 50 por ciento a la aportación municipal del Programa Ballet Salsa Sur (-$12,300).

Las asignaciones para la Banda Municipal y la Coral de Ponce también se redujeron en $334 mil, si se compara con el presupuesto aprobado para el año fiscal en curso.

Simultáneamente, la Oficina de Empresas Municipales deberá operar con $378 mil menos o una cuarta parte de su presupuesto, y eliminar su Programa de Facilidades Recreativas y Deportivas, que durante el actual año fiscal recibió $199,988.

Asimismo, Meléndez Altieri logró que se recortaran $561,988 del presupuesto asignado al Departamento de Ornato, de los que $450 mil iban destinados a empleados regulares. En su lugar, la alcaldesa autoriza la asignación de $113 mil para empleados transitorios.

Otras dependencias afectadas por los recortes en el nuevo presupuesto fueron Salud Municipal (-$30 mil) y Obras Públicas Municipal (-$14 mil).

Amarrado al déficit por 44 años

Por otra parte, el presupuesto aprobado por la administración municipal confirma que el año fiscal en curso cerrará con un déficit acumulado de $32.4 millones, uno de los más altos en toda la isla. Este, además, es siete veces mayor al déficit de $4.4 millones existente hasta el 2008.

Eliminarlo, empero, será una tarea que tardará 44 años, a juzgar por un documento oficial firmado por el actual director de Finanzas Municipal, José E. León Gaud. En el mismo, el funcionario establece que tomará hasta junio del 2064 eliminar el déficit de la alcaldía ponceña.

Desde que Meléndez Altieri asumió el poder 12 años atrás, este último se ha incrementado en 85 por ciento.

“Este presupuesto está inflado y destinado a disparar aún más el déficit”, sentenció la presidenta de la Asociación de Empleados Municipales.

Necesitará millones

Por último, el presupuesto agrandado para el año fiscal 2020-2021 reincorpora a sus obligaciones los pagos para el Sistema de Retiro de los empleados municipales (PayGo) y la aportación a la Administración de Seguros de Salud de Puerto Rico (ASES), como ordenara la jueza Laura Taylor Swain, al derogar la Ley 29.

Vea copia del Presupuesto 2020-2021 aquí