Asoma otro duro golpe para el lacerado centro urbano de Yauco

La noticia tomó por sorpresa al alcalde Ángel Luis Torres Ortiz, quien anunció que coordinará una reunión con la gerencia del banco.

Foto archivo

A la larga lista de comercios y centros de servicio clausurados en el centro urbano de Yauco a consecuencia de los terremotos y la pandemia, ahora se suma otro.

La sucursal del Banco Popular situada frente a la Plaza Fernando Pacheco cerrará sus puertas este jueves, 24 de septiembre, dejando sin otra importante institución bancaria al ya decaído casco de la ciudad.

En su lugar, las personas que necesiten sus servicios deberán acudir a la sucursal ubicada en el centro comercial Yauco Plaza II.

Tras el temblor de magnitud 6.4 del pasado 7 de enero, el centro urbano yaucano ha sufrido el cierre de la Casa Alcaldía, el Centro Integrado de Servicios Municipales, el Centro Gubernamental, la Universidad Ana G. Méndez, la Cooperativa de Ahorro y Crédito de Yauco y la Parroquia Nuestro Señora del Rosario, entre otros.

“Es otro golpe que va a resultar en que cada vez menos personas vayan al casco urbano. He hablado con comerciantes que están sumamente preocupados con esto”, afirmó Jonathan Hernández León, líder comunitario y propulsor del proyecto Yaucromatic. “Los cantazos han sido corridos y constantes”, insistió.

“Si nos cierran el banco, que es de las pocas instituciones que nos quedan en el área, lamentablemente no tendremos mucho -más allá del supermercado- para atraer gente al casco urbano”, abundó.

Por otro lado, Hernández León alertó que el cierre de la sucursal podría afectar directamente a la población de personas de la tercera edad, la población que más frecuenta el lugar. Muchos de ellos, insistió, tienen problemas de transportación.

“No tiene mucho sentido para el cliente hacer esto ahora con la situación del Covid. Si les vas a decir a personas mayores que ahora tienen que ir a la sucursal de Yauco Plaza, vamos a tener largas filas y aglomeración de personas”, advirtió.

“También necesitamos que la gerencia del banco considere la economía del centro urbano, que ha venido deteriorándose por muchos factores. Si quieren aportar a nuestra ciudad, que pospongan o reconsideren el cierre de esa sucursal”, añadió.

Sorprendido

La noticia, incluso, tomó por sorpresa al alcalde Ángel Luis Torres Ortiz, quien tras confirmar la información, anunció que coordinará una reunión con la gerencia del banco.

“La situación me preocupa, porque nuestro casco urbano ha sufrido el cierre de varios comercios a lo largo del año”, dijo el alcalde.

“Tuvimos también la pérdida de la Universidad Ana G. Méndez, que traía sobre mil estudiantes que consumían en nuestro casco urbano. El Centro Gubernamental también está cerrado desde el terremoto, al igual que el Tribunal de Primera Instancia”, continuó. “Esto va a afectar grandemente a los pequeños comerciantes que quedan en el área”.

A modo de respuesta, Torres Ortiz adelantó que espera utilizar parte de los $6 millones que recibió el ayuntamiento en fondos federales CDBG-DR por desastre para adquirir varios locales vacíos en la calle Comercio, con el fin de rehabilitarlos y hacerlos disponibles a jóvenes comerciantes.

Asimismo, apuntó a la construcción de un centro de convenciones en el segundo piso de la Plaza de Mercado, mientras también espera reabrir, antes de concluir el año, el Centro Integrado de Servicios Municipales.

Temporero

A la hora del cierre, la vicepresidenta y gerente de Comunicaciones Corporativas de Banco Popular, Natasha Vale Nieves, notificó mediante declaración escrita que la institución financiera tiene intención de reabrir la sucursal en el centro urbano de Yauco.

Sin embargo, no pudo precisar cuándo.

“Recientemente, Popular colocó una comunicación en la sucursal del pueblo de Yauco para informar a sus clientes sobre el cierre de ésta a partir del viernes, 25 de septiembre. Deseamos aclarar que dicho cierre no es permanente, es temporero hasta que podamos contar con el suficiente personal para operar todas las sucursales de esa zona”, puntualizó.

“La situación de la pandemia, la cual se ha prolongado más de lo anticipado, ha causado que tengamos que cumplir con los protocolos, por lo que hemos reubicado dichos compañeros en varias sucursales del sur para dar un mejor servicio”, continuó.

“Conocemos la importancia del servicio que brindamos a la comunidad de Yauco, por lo que nuestra intención es volver a abrir una vez se normalice la situación”, concluyó.