¿Banquete navideño? ¡Ojo con las mascotas!

Es crucial velar por el bienestar de nuestros peludos amigos, especialmente durante los agasajos y banquetes familiares, donde muchos alimentos pueden resultar perjudiciales para su salud.

Foto suministrada

Durante la temporada navideña aumenta el número de emergencias médicas veterinarias por problemas de indigestión o accidentes con nuestras mascotas.

Por tal razón, es crucial velar por el bienestar de nuestros peludos amigos, especialmente durante los agasajos y banquetes familiares, donde muchos alimentos pueden resultar perjudiciales para su salud.

Por ejemplo, entre los alimentos y bebidas que debemos evitar que las mascotas consuman y que podrían ocasionarles daños y molestias innecesarias en su organismo figuran:

Mariscos

Pueden provocarles vómitos, diarreas o estreñimiento debido a la quitina presente en este tipo de alimento. Las mascotas no pueden digerir bien esta sustancia, y en algunas razas puede aumentar los niveles de ácido, los que a su vez pueden derivar en gota.

Bebidas alcohólicas

Aún en dosis mínimas, puede causar daños en el hígado y el cerebro. Otros tipos de bebida como el café, el té y lácteos pueden provocar en las mascotas temblores, aceleración del ritmo cardíaco o respiración acelerada. En los casos más extremos y de consumo excesivo, podría producirles la muerte.

Ajo y cebolla

La ingesta de alguno de estos puede causar graves daños en la mascota: incluso la muerte. La cebolla contiene tiosulfato, una sustancia que en los animales destruye los glóbulos rojos y que puede llegar a producir anemia y problemas respiratorios. Por su parte, el ajo actúa como un compuesto tóxico, ya que los perros no lo pueden metabolizar correctamente.

Se debe también tener especial atención a las frutas y verduras. En particular las uvas, las pasas y el chocolate pueden resultar tóxicos y causar daños en sus riñones.

En su lugar, provéales dulces pensados para mascotas y que no pongan en riesgo su salud.

Por otro lado, tenga en cuenta que las plantas que decoran los hogares en esta época, como las pascuas, el árbol de navidad y sus múltiples adornos, también pueden ser nocivos. Las pascuas, por ejemplo, pueden irritar la cavidad bucal y el esófago de los perros. Su ingestión puede causar vómitos, diarrea y náuseas

En caso de emergencia comuníquese inmediatamente con su médico veterinario licenciado y colegiado.

Colaboración editorial del Colegio de Médicos Veterinarios de Puerto Rico. Para orientación adicional, llame al 787-249-5304.

La ingesta de ajo y cebolla puede causar graves daños en la mascota: incluso la muerte.