Populares truenan contra legisladores del PNP

Manifestaron que le dieron la espalda al país al no dar paso a varias enmiendas para salvaguardar los servicios esenciales.

Foto archivo

SAN JUAN – La Delegación del Partido Popular Democrático (PPD) en la Cámara de Representantes manifestó el sábado que los legisladores del Partido Nuevo Progresista (PNP) le dieron la espalda al país al no dar paso a varias enmiendas para proteger los servicios esenciales, así como a los sectores más vulnerables del país.

“Los legisladores del PNP le han fallado al país. Las enmiendas presentadas por nuestra delegación, más allá de reducir el gasto gubernamental a ocho millones setecientos sesenta y siete mil dólares, protegía servicios esenciales como salud, educación y seguridad ante los acreedores”, manifestó mediante declaraciones escritas el portavoz de la Delegación, Rafael Hernández Montañez.

- Publicidad -

La delegación de la Pava, está compuesta por Hernández Montañez, Ramón Luis Cruz Burgos, José “Conny” Varela, Lydia Méndez, Roberto Rivera Ruiz de Porras, Brenda López de Arrarás, Javier Aponte Dalmau, Jesús Manuel Ortiz, José Aníbal Díaz, Carlos Bianchi Anglero, Luis Narmito Ortiz, Ángel Matos y Jesús Santa.

De acuerdo a Hernández Montañez, las enmiendas presentadas también “protegía a los Sistemas de Retiro y la Universidad de Puerto Rico, al tiempo que Le devolvía la aportación a los municipios para el manejo de los Centros de Diagnóstico y Tratamiento (CDT), y creaba un fondo para mitigar el impacto de la nueva política pública sobre la autonomía municipal (crisis de la basura)”.

Del mismo modo, manifestaron que las enmiendas mantenían una reserva de doscientos millones de dólares para atender las deficiencias de caja y falta de liquidez, más la asignación de dinero nuevo para cumplir con las aportaciones al Sistema de Retiro, a la vez que se revitalizaba el fideicomiso y se garantizaba las pensiones actuales y futuras.

Asimismo, afirmaron que sus enmiendas aumentaba ciento sesenta y siete millones dólares para la operación de la Universidad de Puerto Rico, reconociendo la suma importancia que el primer docente del país tiene para el desarrollo de los jóvenes profesionales, al igual que para el impulso del desarrollo económico de la Isla.

La Delegación del PPD, también fue enfática en resaltar que las enmiendas presentadas además de proteger los servicios esenciales, también limitaba el poder de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal de Puerto Rico (AAFAF), de la Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP), y del Departamento de Hacienda para eliminar, reducir o redirigir las partidas asignadas a estos servicios.

Por último, los legisladores populares subrayaron que sus enmiendas asignaban más recursos para conservar los empleados transitorios que ofrecen servicios esenciales e incentivaba la economía. Además, ofrecía mayores herramientas para los policías, protegía a las pequeñas y medianas empresas, y salvaguardaba los derechos civiles, entre otros.