La Perla del Sur

Ponce, Puerto Rico
Sábado
23
Agosto
2014

Actualizado a las 11:21 AM

arte_metropoli_banner
Home Noticias Locales Crónico el problema con museos del ICP

Crónico el problema con museos del ICP

Correo electrónico Imprimir PDF

Son, posiblemente, el primer rostro que ven los miles de turistas que visitan a Ponce durante época de vacaciones.

Y desde sus espacios en hoteles, comercios y restaurantes, son testigos inequívocos de la frustración que experimentan muchos al ver esfumarse su oportunidad de explorar a fondo los museos de la zona histórica.

“Los turistas lo que buscan son museos, restaurantes donde puedan comer y lugares de interés donde puedan conocer más sobre Ponce y le indicamos todo lo que hay en la Ciudad, pero lo que más buscan son los museos”, dijo Omar Muñoz González, empleado del Hotel Meliá, uno de los hoteles más emblemáticos del Ponce antiguo.

“Unas veces se sienten mal porque están cerrados”, comentó su compañera de labores Kathy Santori Becerra.

Según explicó, los turistas que acuden al Meliá se distinguen por su aprecio por las artes, y siempre preguntan por el Museo de Arte de Ponce, así como por los museos del casco histórico.

La misma situación se produce en las tiendas de artesanías que se encuentran alrededor de la Plaza Las Delicias, como es el caso de Mi Coquí Souveneers.

Según relató su propietaria, Edith Maldonado Soto, regularmente los turistas preguntan por museos y restaurantes, así como por las artesanías de mayor valor y significado.

Entretanto, para el supervisor de trolleys, Uriel Barriera Quiñones, el cierre de los museos del ICP afecta la visión de los turistas sobre la Ciudad.

“El turismo, como yo lo veo, ha bajado un poco, pero hay que darle mayor promoción y ya verán como aumenta la demanda, porque la oferta es muy buena”.

La experiencia no es diferente para los vendedores ambulantes y vendedores de Lotería Tradicional apostados alrededor de la Plaza de Recreo, quienes se convierten en portavoces del turismo cuando las alternativas de información se reducen.

“Mucha gente pregunta dónde se come bueno, y vienen también los que preguntan por museos, pero yo solo entiendo a los que hablan español, porque los que hablan otros idiomas yo no los entiendo”, dijo la vendedora de billetes Sandra Sánchez Alicea, quien poco antes ofreció alternativas a unas chicas que llegaron de Bayamón y desconocían los atractivos de la Ciudad.

 

0 Comments

hillcrest

Portada

portada_1603_web

Mensaje

mensaje_1562

Conectados ahora

Tenemos 190 invitados conectados