¿Conoce a alguien con trastorno por estrés postraumático?

Los síntomas del TEPT podrían no manifestarse hasta algunos meses o años después de un evento traumático e, incluso, aparecer y desaparecer de forma intermitente durante muchos años.

El trastorno por estrés postraumático (TEPT) puede presentarse luego de experimentar un evento traumático, el cual se define como algo que vemos, escuchamos o vivimos y que se asocia con sentimientos de horror y desesperanza.

Por ejemplo, desastres naturales como un huracán, incendio, tornado, inundación o sismo. También accidentes graves, como un accidente de tránsito; violación o abuso físico y hasta la exposición a una guerra.

- Publicidad -

Durante un evento traumático, sentimos que está en peligro nuestra vida o incluso la de los demás, y es posible sentir miedo o tener la sensación de que no podemos controlar lo que está sucediendo a nuestro alrededor.

La mayoría de nosotros ha experimentado reacciones asociadas con el estrés con posterioridad a un evento traumático. Sin embargo, no todas las personas que atraviesan este tipo de eventos desarrollan el TEPT.

Si sus reacciones posteriores al evento no desaparecen con el tiempo y perjudican su vida, es posible que esté experimentando un trastorno por estrés postraumático.

¿Cómo se desarrolla?

La mayoría de las personas que experimentan una situación traumática presentan síntomas al principio, pero solo algunas de ellas desarrollarán el trastorno de estrés postraumático a medida que pasa el tiempo.

Aún no queda claro el motivo por el cual algunos desarrollan el TEPT y otros no. Lo que sí está claro es que las posibilidades de desarrollar este tipo de trastorno dependen de muchos factores, como la intensidad o duración del trauma; si resultó herido o perdió a alguien importante en su vida; la proximidad con el evento; la intensidad de su reacción; el grado de control que usted sintió sobre lo sucedido; y el grado de ayuda y apoyo que recibió con posterioridad al evento.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas del TEPT por lo general se manifiestan poco después del evento traumático, pero podrían no hacerlo hasta pasados algunos meses o años e, incluso, aparecer y desaparecer de forma intermitente durante muchos años.

Si los síntomas se prolongan durante más de cuatro semanas y le provocan una gran angustia o interfieren con su vida laboral o personal, es posible que padezca un trastorno por estrés postraumático.

Existen cuatro clases de síntomas:

  • Revivir el evento, también llamado síntomas de reexperimentación.

Usted puede tener malos recuerdos o pesadillas, incluso puede sentir que el evento vuelve a ocurrir. Esto se conoce como una escena retrospectiva.

  • Evitar situaciones que le recuerdan el evento.

Usted puede tratar de evitar situaciones o personas que desencadenan sus recuerdos del evento traumático, quizás hasta evite hablar o pensar sobre dicha situación.

  • Cambios negativos en las creencias o sentimientos.

El modo en que piensa sobre usted mismo o sobre otras personas se modifica debido al trauma. Tal vez le resulte difícil expresar sus sentimientos o puede no estar interesado en las actividades que antes disfrutaba. Esta es otra manera de evitar los recuerdos.

  • Hiperactivación.

Usted puede estar nervioso o siempre alerta y a la defensiva en caso de peligro. Esto se conoce como hiperactivación.

¿Qué otros problemas se experimentan?

Las personas con TEPT también pueden sufrir otros problemas, como sentimientos de desesperanza, vergüenza o desesperación; depresión o ansiedad; alcoholismo o drogadicción; síntomas físicos o dolor crónico; problemas laborales; o problemas de pareja, incluido el divorcio.

En muchos casos, los tratamientos también ayudarán con estos otros problemas, ya que a menudo están relacionados.

¿Qué tratamientos están disponibles?

Cuando usted desarrolla TEPT, enfrentar el pasado puede ser difícil. En lugar de contarles a los demás cómo se siente, puede mantener sus sentimientos reprimidos.

Sin embargo, el tratamiento puede ayudarle a sentirse mejor. Existen dos tipos principales de tratamiento, la psicoterapia (a veces llamada asesoramiento) y la administración de fármacos. En ocasiones, las personas combinan la psicoterapia y la administración de fármacos.

(Fuente: Centro Nacional para el TEPT. Para información adicional acceda al portal https://www.ptsd.va.gov)