Ascienden de rango a agente asesinado en Ponce

El portavoz del Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés), Carlos Osorio, afirmó esta tarde que hay dos individuos bajo la custodia de las autoridades federales como sospechosos de cometer el crimen. Estos podrían enfrentar la pena capital.

El agente Medina Mariani cumplía 35 años el próximo 8 de noviembre [Foto Coral Negrón Almodóvar]

Entre los gritos de dolor de los familiares y cercanos al agente asesinado Roberto Medina Mariani, la Superintendente de la Policía, Michelle Hernández Fraley, anunció el ascenso póstumo de rango del agente caído.

La Titular de la Policía visitó esta tarde la funeraria Shalom Memorial, en la comunidad Villa Flores de Ponce, donde el cuerpo de Medina Mariani está expuesto, circundado con inmensas coronas de flores y detalles de quienes le acompañaron en vida.

- Publicidad -

“El perder a un compañero siempre es algo doloroso como ser humano, pero al mismo tiempo trágico para la organización. Nosotros respiramos azul, somos una gran familia, y perder a un compañero es como perder a un hermano”, manifestó Hernández Fraley a la salida de la capilla donde más de un centenar de personas mostraban afecto y respeto al difunto.

“Estas últimas 72 horas han sido muy fuertes”, agregó la coronela, al tiempo que confirmó que la familia tiene a su disposición la ayuda psicológica y espiritual de la cual precisan para lidiar con esta tragedia.

Hernández Fraley sostuvo que, al enterarse de la tragedia, a eso de las 10:50pm de la noche de lunes, llamó rápidamente al director del Instituto de Ciencias Forenses para que trasladara técnicos forenses a Ponce, ya que la unidad local fue cerrada el viernes primero de septiembre.

“Aunque nosotros tenemos aquí a servicios técnicos queríamos la oportunidad de que los técnicos de forense vinieran aquí a Ponce. Además, se llamó al equipo de servicios gerenciales que son los que procesan todos los documentos a nivel federal y estatal para todos los beneficios monetarios”, acentuó la jefa de la Policía.

Fue la noche de lunes, a eso de las 10:30pm, que vándalos entraron al negocio La Tumba, del barrio Magueyes de Ponce, para asaltar a cuatro clientes que se hallaban en la parte exterior del establecimiento. En medio del crimen, Medina Marini intentó detenerlos y perdió su vida en un intercambio de fuego.

Según personal de la funeraria, el agente será velado hoy hasta las 12 am y mañana en el horario regular de la funeraria, de ocho a la media noche. Habrá un servicio religioso a las 7 pm, mañana, jueves.

El entierro está pautado para este viernes a las dos de la tarde, en el cementerio La Piedad, en Magueyes, barrio que vio crecer al agente caído.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Sospechosos podrían enfrentar la pena de muerte

La Superintendente aseguró esta tarde que dos individuos están en la cárcel federal y un tercer sospechoso está recluido en el hospital, tras resultar herido en el cruce de fuego.

La Policía de Puerto Rico tiene a su cargo la investigación del asesinato, mientras que el Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) radicará las violaciones al Hobbs Act, abundó. Sobre este asunto, la Titular explicó que desde febrero se llegó a un acuerdo colaborativo con las autoridades federales, para que tomen injerencia en sucesos que involucren atentados contra el comercio.

Esta tarde, el portavoz del FBI, Carlos Osorio, explicó a este medio lo siguiente: “nosotros tomamos la jurisdicción del caso y se le van a someter cargos bajo el Hobbs Act, es decir, por obstruir y afectar el comercio o el movimiento de cualquier artículo o mercancía en el comercio, por robo, extorsión y conspirar para hacerlo, y por amenazar con violencia física a cualquier persona o propiedad en cumplimiento de un Plan”, explicó Osorio, quien también aseguró que ambos se exponen a la pena de muerte.

Los sujetos fueron trasladados en la mañana de hoy al tribunal federal en Hato Rey, donde le radicarían cargos de interferir con el comercio interestatal. Fueron identificados como Christian Serrano Delgado, de 19 años, vecino de Punta Diamante y Rubén Santiago Rivera, de 24 años, que fue detenido en la tarde de ayer en el Residencial Dr. Pila.

Mientras que el tercer participante que resultó herido en el atraco fue identificado como Jonathan Valentín Santiago, de 26 años de edad.